lunes, junio 21, 2010

domingo, junio 06, 2010

miércoles, junio 02, 2010

Caetano - London - Devendra...



...magia!

El placer de la batalla ganada...Episodio 2!

Y reloaded!!

Porque hoy no sólo se cumplió uno de mis mini-sueños (esos por los cuales despotrico de a ratos) sino que se cumplieron dos. 

A saber:

Finalmente la administración de mi edificio colocó los brazos mecánicos en las puertas de las escaleras o puertas de incendio que deben permanecer cerradas. Así que, después de tres años de pelea y pelea, conseguí que la plata de mis expensas sirva para algo y de ahora en más -espero- la muchachada conventillera de las unidades 1A y 3B cerrarán sus puertas por fin y dejarán de ventilar tanto olores como sus vidas privadas. Hip, hip! Hip, hip!

Pero como esto parecía ser poco para mi racha de luna llena mi vecino de "Casa Bella" se dignó a arreglar el cartel de su negocio (pasemos el chivo, el tipo no hace las cosas mal, cortinas  por encargo, géneros y demases) que desde esta mañana no amenaza más con sus tubos fluorescentes a la intemperie y vuelve a brillar erguido para la seguridad de los transeúntes que apostaban que el cartelito los iba a aplastar sin dudas en cuanto volviera a visitarnos alguna que otra sudestada.

Así que no me queda otra que entender que mis llamados a la anti administradora de mi edificio y al 147 de Macri sirvieron en el fondo para algo. María  Inútil se digno y colocó los brazos mecánicos y Mauri habrá cobrado alguna que otra multa o en su defecto labrado un acta para que Sr. Cortinas dejara de afear el paisaje de la cuadra y sostuviera todo lo que tenía que sostener...bueno, por lo menos todo lo que tiene a la vista.

Salud, salud. A brindar por el triunfo, mínimo sí pero para mí terriblemente indispensable.